Los 6 Aceites Esenciales Más Efectivos Para Combatir Alergias

Por Cat Ebeling

co-autora de los best-sellers:  La Cocina Quema Grasas & Los Principales 101 Alimentos Que Combaten El Envejecimiento

Ya ha iniciado la estación primaveral de las alergias y, para algunos de nosotros, eso significa ojos rojos que pican, narices que gotean, jaquecas, molestias y dolores y, para algunos, incluso asma que amenaza la vida. Las alergias respiratorias son las más comunes, por la simple razón que no tenemos demasiada elección en lo que respecta al aire que respiramos. El polen, el polvillo y otros alérgenos aéreos están en todos lados, incluso en interiores.

Las alergias se asocian a la inflamación, que también es el punto de inicio de muchas enfermedades. La clave, entonces, es tratar la inflamación. Muchas personas, especialmente quienes siguen la Dieta Estándar Americana con alimentos procesados, aceites y azúcares, tienen altas cantidades de inflamación. El resultado – reacciones alérgicas más fuertes y más grandes.

Las alergias y las reacciones alérgicas se han incrementado en los últimos cincuenta años, y siguen en aumento, mientras el cambio climático y los inviernos más cálidos han extendido más y más las temporadas de alergias. Las personas alérgicas intentan evitar los alérgenos que causan las reacciones, pero a menudo esto es imposible de hacer con las alergias estacionales. Literalmente estás rodeado de los alérgenos en el aire.

Las alérgicas son la fuerte reacción del cuerpo a sustancias naturales—las mismas reacciones que tendría si un peligroso patógeno ingresara al cuerpo. El sistema inmune entra en sobrecarga, intentando combatirlas, mientras al mismo tiempo libera inmunoglobulinas que tienen histaminas, creando la reacción alérgica. Las alergias más comunes incluyen: al polen, ácaros de polvo, moho, picaduras de insectos, caspa animal, látex, medicamentos, y luego alimentos.

Hay muchos medicamentos que ayudan con las alérgicas estacionales, pero a menudo tienen efectos secundarios indeseados como adormecimiento, sequedad, agitación, respuesta inmune deteriorada, e incluso aumento del peso. Hay algunos suplementos naturales alternativos que pueden ayudar, y los aceites esenciales están al principio de la lista de los tratamientos seguros, naturales y efectivos.

Una de las principales maneras en las que los aceites esenciales ayudan con las alérgicas es reducir la inflamación. Muchos de los síntomas de alergia que experimentamos son de hecho el resultado de la inflamación. Dominar la inflamación dominará también la respuesta. Los aceites esenciales también impulsan el sistema inmune, que a menudo puede estar debilitado por combatir a estos invasores invisibles que son los alérgenos. Los aceites esenciales también ayudan a desintoxicar y eliminar parásitos, bacterias, virus, e insalubres infecciones por hongos. También hay aceites esenciales específicos que pueden mitigar problemas de asma, problemas en senos nasales y respiratorios, y aliviar las vías nasales, los tubos bronquiales, e incluso las reacciones alérgicas en la piel.

Esta es una lista de los más efectivos aceites esenciales para superar alergias, que he creado con la ayuda y las recomendaciones del Dr. Josh Axe para su uso.

1. Aceite de Menta

El aceite de menta está al principio de la lista de los más efectivos aceites esenciales. La menta piperina es un muy efectivo tratamiento alternativo que puede ayudar a limpiar la congestión, abrir las vías aéreas, y aliviar la garganta que pica. La menta también es útil para la tos, el asma, la sinusitis y la bronquitis.

Este estudio publicado en el Diario de Etnofarmacología  investigó los efectos del aceite de menta en la tráquea, y la conclusión fue que el aceite de menta actúa como antiespasmódico, lo que lo hace extremadamente efectivo para calmar la tos—sin los peligrosos efectos secundarios de las medicinas de venta libre para la tos. Y este estudio muestra los efectos antiinflamatorios del aceite de menta, ayudando a detener la inflamación crónica de las alergias estacionales y el asma.

El aceite de menta piperina puede usarse tópicamente, difuminarse en el aire, o consumirse en pequeñas cantidades. Usa unas 5 gotas de aceite esencial en un difusor en casa para ayudar a limpiar los senos nasales y abrir las vías aéreas. Puedes tomar 1-2 gotas de aceite esencial para ayudar a reducir la inflamación en el cuerpo. También puedes agregar algunas gotas del aceite al agua, al café, al té, etc.

Usar cinco gotas de aceite esencial de menta piperina en un difusor en casa ayuda a descongestionar los senos nasales y tratar la picazón de garganta. También te ayudará a relajar los músculos nasales, permitiéndole al cuerpo eliminar las mucosidades y alérgenos como el polen. Para reducir la inflamación, toma 1-2 gotas de aceite esencial de menta puro internamente, una vez por día. Para aliviar una jaqueca, frota una gota de aceite de menta en las sienes, la frente, sobre los senos nasales (aléjate de los ojos) y la nuca. Para abrir y descongestionar la nariz y los senos nasales, también puedes poner una pequeña cantidad por debajo de la nariz. Me gusta mezclar 10-12 gotas de aceite de menta en algunas cucharadas de aceite de coco y lo guardo en un pequeño contenedor plástico, y unto un poco de esta mezcla de aceite de coco y aceite esencial de menta por debajo de mis fosas nasales cada día.

La menta también mejora tu humor y ayuda a hacerte sentir más energizado y alerta, e incluso ha probado aumentar y mejorar tus entrenamientos de fitness.

2. Aceite de Lavanda

El aceite de lavanda tiene una variedad de usos, y es genial para tener a mano para distintos males. El aceite de lavanda es excelente para las alergias estacionales, porque tiene antihistamínicos naturales que ayudan a reducir las reacciones corporales al polen, el polvillo, la caspa animal y otros alérgenos aéreos. El aceite de lavanda también es un efectivo limpiador antibacterial para el hogar y puedes usarlo para desinfectar muchas superficies de modo seguro, sin crear las súper bacterias que muchos limpiadores tóxicos para el hogar sí crean.

Frotar un poco entre las palmas de tus manos, e inhalarlo periódicamente, ayuda a limpiar los senos nasales y reducir la inflamación. ¡Además huele genial! Una idea es llevar algunas bolas de algodón con aceite de lavanda en un contenedor durante la estación de alergias, para usar cuando lo necesites. O prueba poner un poco en tu frente, tus mejillas y tu pecho.

Este aceite es suave, y no irrita la piel. El aceite de lavanda es especialmente aliviador para las reacciones alérgicas tales como irritaciones, ampollas, picaduras de insectos, etc. Puedes usarlo directamente sobre la zona afectada o poner algunas gotas en una compresa fría. La lavanda también es muy calmante y relajante, y funciona sensacional por la noche, teniéndola cerca de tu cama. Usa un difusor para que sus propiedades antiinflamatorias y aliviadoras te ayuden a dormir mejor. También puedes poner varias gotas de aceite de lavanda en el agua de tu baño caliente por la noche, para relajarte antes de ir a dormir. Añade sales Epsom con la lavanda en tu baño nocturno, para tener los beneficios extra del magnesio en tu relajación y recuperación muscular.

3. Aceite de Albahaca

La albahaca tiene poderosas capacidades antioxidantes, además de sus propiedades antiinflamatorias. La albahaca ayuda no sólo a fortalecer el sistema inmune, sino que también tiene la capacidad de reducir la inflamación por alergias. La albahaca ayuda a equilibrar y sustentar las glándulas suprarrenales, lo que se relaciona fuertemente con la respuesta de reducción del estrés, y el equilibrio de otras hormonas en el cuerpo.

La albahaca también está científicamente comprobada como una sustancia antibacterial, antiviral y antiinflamatoria altamente efectiva. La albahaca también es muy eficiente en el combate de hongos y levaduras, y puede ayudar a mantener bajo control los ataques de asma y otras enfermedades, como gripes y resfriados.

El Dr. Josh Axe recomienda tomar internamente una gota de aceite de lavanda, añadiéndolo a comidas como sopas, bebidas, aderezos para ensalada, etc. Para el sistema respiratorio, agrega 2-3 gotas de aceite de albahaca a algunas gotas de aceite de coco, y aplícalo sobre el pecho, la espalda y las sienes.

4. Aceite de Eucalipto

El aceite de eucalipto es refrescante, ligeramente medicinal, huele a mentol y abre los senos nasales y los tubos bronquiales. Esa sensación fría y levemente adormecedora que produce en la nariz de hecho ayuda a mejorar la respiración.

El citronelal, uno de los principales ingredientes en el eucalipto, ayuda a tratar y prevenir las infecciones respiratorias además de ayudar a reducir la inflamación de las alergias, según un estudio de 2011 en Medicina Alternativa y Complementaria Basada en Evidencias. Los pacientes que fueron tratados con aerosol de eucalipto presentaron una mejora en la severidad de los más debilitantes síntomas de infecciones del tracto respiratorio, en comparación a los pacientes del grupo de placebo.

Difumina 5 gotas, aproximadamente, de aceite de eucalipto en un difusor en el hogar, o aplícalo tópicamente sobre el pecho, la espalda o las sienes. También puedes tratar de añadir un par de gotas de aceite de eucalipto en un bol con agua hirviendo, y poner una toalla grande por encima de tu cabeza para mantener el vapor, e inhalarlo profundo por 5-10 minutos. Esto ayuda a tratar muchos problemas respiratorios y cualquier inflamación por alergias.

5. Aceite de Limón

El fresco y agradable aroma del limón ayuda a drenar el sistema linfático (parte del sistema inmune que limpia toxinas y patógenos del cuerpo), y alivia problemas respiratorios. El aceite esencial de limón también  ayuda a combatir las bacterias, hongos y virus, impulsando al mismo tiempo tu función inmune. El aceite de limón es especialmente efectivo, al ser difuminado, para eliminar bacteriasmoho, y otros alérgenos del aire.

El agua de limón también es una genial adición detox, y estimula el sistema inmune aumentando la producción de glóbulos blancos. Por otro lado, ayuda a desintoxicar el hígado, lo que ayuda a calmar el sistema inmune y protege de las reacciones alérgicas exacerbadas. Puedes añadir un par de gotas de aceite de limón al agua, para ayudar a equilibrar el pH del cuerpo. En general, cuando el cuerpo se hace demasiado ácido, te haces más propenso a enfermedades, así que es buena idea mantener el pH equilibrado.

El aceite de limón, con su fresco, limpio y delicioso aroma, también ayuda a eliminar gérmenes y moho en cada, que a menudo también son disparadores de alergias. Funciona bien como blanqueador, sin los peligrosos efectos secundarios. Agrega aceite de limón a la colada, o dilúyelo en el agua de la limpieza.

6. Aceite de Árbol de Té

El aceite de árbol de té debería estar en todos nuestros botiquines. Tiene una asombrosa variedad de usos, desde ser antibacterial hasta antifúngico, y todo lo que hay entre ambos. El aceite de árbol de té no debe ser ingerido, pero es seguro usarlo en la piel sin diluir. El aceite de árbol de té trabaja bien para las irritaciones de la piel, como el enrojecimiento, la inflamación,  e incluso en la hinchazón por hiedra venenosa o irritaciones alérgicas, picaduras de insectos, y otras reacciones alérgicas.

El aceite de árbol de té tiene la capacidad de destruir las bacterias, mohos y virus aéreos. Un estudio del año 2000 realizado en Alemania halló que el aceite de árbol de té exhibe actividad antimicrobiana contra una variedad de bacterias, levaduras y hongos. Estos microbios llevan a la inflamación, y fuerzan al sistema inmune a funcionar en sobre carga.

Usa aceite de árbol de té en irritaciones y urticarias, o úsalo como limpiador del hogar para eliminar bacterias y moho—detonadores comunes de alergias. Aunque el aceite de árbol de té puede usarse directamente sobre la piel, si eres sensible, como lo son muchas personas alérgicas, puedes diluirlo antes en un aceite medio.

Otros usos efectivos para los aceites esenciales incluyen tomar 1-2 gotas de aceites de limón o de menta internamente, para calmar reacciones alérgicas por comidas; el aceite de árbol de té y el de albahaca funcionan bien sobre irritaciones, al igual que el aceite de lavanda.

Usa aceites de limón y de árbol de té para limpiar el hogar, agregando unas 40 gotas de aceite de limón y 20 de aceite de árbol de té al agua, y un poco de vinagre. Esto elimina bacterias, mohos, ácaros del polvo, virus, y también apresa la caspa animal y el polen que pueden estar flotando por ahí, o depositados en las superficies de tu hogar.

Finalmente, mezcla 2 o 3 gotas de aceites de menta, eucalipto y lavanda junto con aceite de coco para hacer un genial aceite para masajes, especialmente para las sienes, la espalda, el pecho y las plantas de los pies para las alergias.

Los aceites esenciales son poderosos aliados para combatir los efectos de las alergias estacionales y otras, pero debes combinarlos con una dieta limpia y saludable, eliminando los alimentos almidonados, los granos, los azúcares y los conservantes químicos, llenándola de vegetales frescos, orgánicos, repletos de antioxidantes, para calmar las reacciones alérgicas.

Fuentes:
Axe, J. DNM, DC, CNS. 2016. Top Five Essential Oils for Allergies. Retrieved from https://draxe.com/essential-oils-for-allergies/?utm_campaign=Article-Feb-2017&utm_medium=Social&utm_source=Facebook&utm_term=oilsforallergies
Bright, S. 2016. Top 8 Essential Oils to Beat Common Allergies and How to Use Them. Natural Living Ideas. Retrieved from http://www.naturallivingideas.com/essential-oils-for-allergies/

Acerca El Halcondelasalud

Miguel Geary ha sido un Nutricionista, Entrenador Personal Especializado y Certificado por más de 15 años. Ha estado estudiando nutrición y ejercicio por más de 25 años desde que era un adolescente. Miguel es originario de Pennsylvania; pero se enamoró con la vida de montaña y ahora reside en las pintorescas montañas de Utah. Miguel es un aventurero y cuando no está esquiando, haciendo ciclismo de montaña, haciendo trekking, o stand up paddle, disfruta del paracaidismo, rafting, pilotear un avión de combate italiano (en serio), buceo, heli-ski y viajar por el mundo, y aprender de distintas culturas. A la edad de 40, Miguel ahora se siente más saludable, fuerte y tiene más energía que cuando tenía 20… Todo gracias a un estilo de vida saludable y una increíble nutrición.

también puedes ver

Recetas Saludables Que Impulsan La Inmunidad – Y Que Toda La Familia Amará

Nuestras vidas están viéndose afectadas por el peligroso virus Covid-19. Las escuelas están cerradas, los …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *